4.5.09

A tres palos

Cuando las porterías quedan grandes y el cuerpo chico para tanto espacio, se procede a darles la vuelta. De la misma manera pero con diferente fin, si el viento es mucho y el cable poco, también se ponen tres palos formato fogata campamento indio famobil. De esta forma se mantiene encendido el estadio de Las Coloradas versión 2.0 y la afición por el fútbol continúa latente a todas las edades, si sobrevives a varias paradas como portero encima del picón, está claro que sirves para esto.

2 comentarios:

Ana dijo...

Qué buena! En nuestra isla, y supongo que en el resto del pais será igual, en cualquier llanura del terreno siempre encontramos dos o tres piedras amaontonadas a modo de porterías, donde los chiquillos echan sus "rebumbios" a la salida de la escuela, pero en el caso de tu foto ya se ve un poquito más de categoría

Jose Coyote dijo...

un pedazo de campo fútbol, un poco surrealista pero bueno. Las porterías parecen de hokey, bien mirado es más seguro, así no se caen encima de nadie con el viento que hay en la zona. Lo que el suelo es como para acordarse de alguien