1.5.09

Destino





Mientras me entretenía buscando con el teleobjetivo caminos entre la arena fósil, las casualidades del destino hicieron que nos encontraramos. Miro atrás y veo una pila de coches dando la vuelta en medio de la carretera y yendo a parar a la subida de Tirma, eran los de Senderistas de Gran Canaria, que les sigo el blog desde hace un tiempito, con Tania perjudicada de salud. Después de varios movimientos por La Aldea que no vienen al caso (entre humanos se comparten alegrías y tristezas, se cuentan y recuerdan las felicidades) lo importante es que se recuperó y volvimos a Tirma.

3 comentarios:

Tania dijo...

Gracias Jose.

A pesar del contratiempo inicial, creo que pasamos un buen dia..

El simple hecho de caminar por aquellos riscos dorados, a los que tanto adoro, hace que los malos momentos pasen a un segundo plano, o como en mi caso, desaparezcan..

Un saludo y placer haberte conocido.. de casualidad..

Jose Coyote dijo...

Sí, lo pasamos bien. Espero que todo haya pasado ya y que estés soñando con rutas nuevas. La zona es de los lugares más bonitos de la isla. Salu2 y encantado, fijo que se repiten casualidades, la montaña tiene ese punto mágico.

Tania dijo...

Pues si, ya estoy totalmente recuperada y preparando nuevas rutas, ya para el verano.

Como bien se dice, el espectáculo debe continuar..

Saluditos.